Es increíble que en el mundo de hoy en día haya que pedir una secuela, cuando lo que más se hacen son secuelas. Mientras algo venda seguirá existiendo, esa es la premisa bajo la cual sobreviven muchos productos hoy en día, que si fuera por su calidad, hace mucho habrían acabado. La lista de casos es innumerable y varía entre todos los tipos de entretenimiento existentes.

Lo más irónico es que existen juegos que si creo que merecen una secuela. Me explico. A lo largo de mi vida he jugado una serie de títulos que en su época fueron excelentes, pero que con los avances en la tecnología podrían mejorar mucho y ampliar su experiencia. Creo que las secuelas tienen fundamento cuando se proponen mejorar el juego y aportar a la experiencia con nuevas maneras de jugar y explorarlo, y en esa medida existen títulos olvidados que seguro deberíamos darle otra oportunidad. El primero que quiero mencionar es el clásico de Play Station, Hogs of War.

El juego creado por Eidos Intearctive consiste en unos cerdos con armas que se matan entre ellos. Es como Worms, pero mejor. Mucho mejor. El juego tiene una gran virtud al momento de ofrecer una experiencia enriquecedora con personajes encantadores que van subiendo de rango a medida que el jugador va consiguiendo medallas. Existen cuatro tipos de soldados: espías, bombarderos, médicos e ingenieros, cada uno con sus especialidades. Al final, todos pueden ser promovidos al nivel de Héroe, que los convierte en unos soldados élite con habilidades de todas las categorías.

No olviden que son cerdos.

hogs of war 1

¿Y la secuela, cómo lo mejoraría?

Hubo un momento en el que se alcanzó a pensar en el desarrollo de Hogs of War 2.En 2008, Atari, dueña de los derechos del juego, anunció que estaba en planes de hacer la segunda parte y sacarlo para PS2, Wii, PC y Xbox. sin embargo esta fue la única noticia que se anunció al respecto, nunca supimos que paso con ese proyecto. Sabemos que Atari no está pasando por su mejor momento financiero y eso puede ser un motivo para la cancelación.

Empecemos por lo obvio, una secuela empujaría las gráficas de este juego a una nueva generación más realista, ofreciendo la oportunidad de mejorar las características caricaturescas de los personajes. Los escenarios, las bases, las armas, todo se vería favorecido con un nuevo y poderoso look que haría la experiencia mucho más inmersiva y convincente.

En términos de jugabilidad, hay un millón de armas, bases y tipos de soldados que aun pueden ser puestos en práctica en este título. El juego de play station se queda muy corto en ofrecer el desarrollo de los soldados. Una secuela puede desarrollar el crecimiento de los personajes mucho más: ofrecer la oportunidad de no solo promoverlos de categoría, sino de manejar en detalles, su vida su fuerza y otras características.

En tercer lugar, la secuela podría mejorar mucho el sistema de juego cooperativo y competencias entre varios jugadores. Al agregarle un modo de juego en línea, jugadores de todo el mundo podrían enfrentar a sus cerdos en competencias feroces por las tierras de la isla de Swill.

Todos esos elementos, combinadas con el clásico humor y buena onda de la única entrega que tenemos hasta ahora de este juego, harían una gran segunda parte. El juego podría convertirse en un juego de estrategia light, para jugadores que les gusta este tipo de juegos pero también les gusta mamar gallo.

 

Advertisements